Compras y aprovisionamiento

MVK Spend - compras y aprovisionamiento
Tras la crisis, los departamentos de compras y aprovisionamiento están sufriendo una importante evolución.

Han quedado atrás los años en que compras era un departamento que se encargaba de asegurar el suministro, pasando a convertirse en un departamento estratégico para el negocio que forma parte del comité de dirección de cualquier compañía.

Además, la crisis ha traído consigo importantes cambios para todas las compañías. Estos cambios exigen que las compañías reduzcan sus costes de estructura y externalicen aquellas tareas que no estén relacionadas o que no formen parte de su CORE BUSINESS.

Por tanto, los departamentos de compra se encuentran con los siguientes retos:

Aportar cada vez más al negocio a nivel estratégico.

Es decir, dedicar su tiempo a labores de mayor valor añadido para el negocio, como el desarrollo de proveedores, la gestión profesionalizada de categorías y el correcto aprovisionamiento.

Incrementar la eficiencia sin recursos adicionales.

Dando paso a la contratación de nuevos servicios y soluciones tecnológicas que permitan hacer más eficiente al departamento y, al mismo tiempo, incrementar la competitividad de la compañía.

¿En qué puede ayudar MVK Spend a mi departamento de compras?

MVK Spend nace a raíz de la demanda de grandes compañías para externalizar íntegramente aquellas compras de bajo valor añadido, con el objetivo de permitir a los departamentos de compras dedicar su tiempo a labores más estratégicas para el negocio.

Las métricas promedio son interesantes. Un departamento de compras que gestiona un volumen de compras de 200M€ posee aproximadamente un volumen de compras de bajo valor que puede oscilar entre los 250K€ y los 500K€ y que suponen en torno a 350 – 600 solicitudes/pedidos anuales.

Cada una de estas solicitudes/pedidos supone un promedio de tiempo de 25 minutos de dedicación por parte del comprador, entre la recepción de la solicitud, aprobación, compra, seguimiento y pago. Es decir, en el caso de 350 pedidos anuales supondrían 145 horas anuales y, en el caso de 600 pedidos, supondrían unas 250 horas de un comprador.

Teniendo en cuenta que este tipo de solicitudes se reciben de forma muy atomizada durante el año, su efecto supone un importante freno para aquellas tareas de alto valor que el comprador esté procesando paralelamente.

Si, además, consideramos el hecho de que los proveedores no suelen ser recurrentes, lo que implica su creación, homologación y mantenimiento, el tiempo invertido por el departamento de compras para una sola operación aumenta considerablemente.

MVK Spend gestiona integralmente las compras de bajo valor, desde la gestión de la solicitud hasta el pago, permitiendo al departamento de compras focalizar sus esfuerzos y recursos en tareas estratégicas para la compañía.

Gestión de compras de bajo valor

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies